Libertad para Gustavo Maldonado López

Hermanos me dirijo a ustedes desde el penal del Amate, lugar en el que he conocido grandes casos de injusticias.

Gustavo Maldonado López, preso político.

La detención arbitraria de Gustavo Maldonado, activista digital en Chiapas el pasado 8 de agosto, nos recuerda que las batallas por la libertad de expresión nunca son para siempre. El penal del Amate suma un preso político más.

En México ejercer la libertad de expresión en muchas ocasiones se castiga con censura, prisión e incluso tortura, sobre todo si se trata de un activismo crítico y disidente de los gobiernos. Existe también una respuesta de rechazo ante estos abusos en mayor medida cuando se trata de periodistas y de figuras públicas, lo que es razonable. Donde la respuesta de las instituciones, de la opinión pública y de la sociedad civil flaquea, es cuando se trata de ciudadanos comunes o de activistas de base.

Tan solo este año hemos conocido lo casos de El Chocho Maldito en Sonora, Maritza Díaz en el Estado de México, los estudiantes detenidos en la manifestación del 10 de junio en el DF, los jóvenes de #Op5Puebla,  mi amigo Jorge Zul en Guadalajara e Ismael Duñalds en Nayarit. Todos son ejemplos de la persecución penal a la libre expresión disidente. La historia reciente en México nos ofrece también otros casos emblemáticos; los tuiteros terroristas de Veracruz Maruchi Bravo y Gilberto Martínez, Mario Flores en el 2011 y Héctor Bautista bloguero chiapaneco en 2009.

La historia de la represión rodea las tesis lineales de progreso y se vuelve contra nosotros, una y otra vez. Pensábamos que tras el fuerte movimiento contra la censura en Chiapas habíamos aprendido algo. No es así. La noche del jueves 8 de agosto Gustavo activista de redes sociales, avisó con un tuit, que tenía hambre y se despedía.  Tras cerrar su cibercafé se dirigió a comprar una hamburguesa. Ya en camino regreso a casa de sus abuelos aproximadamente a las 10:50 pm, en la zona más obscura de la calle, una persona vestida de civil le gritó:

–Gaby, hola –¿Cómo estás?- le decía un desconocido a unos 10 metros-.

Gustavo siguió adelante, hasta que otro hombre lo abrazó y dijo:

-¿Eres Gabriel no? Ya te tenemos. Te vamos a presentar solamente-.

Gustavo pensó que era un robo o un secuestro. En un Tsuru blanco fue llevado a dos agencias, última de las cuales especializada en delitos contra la salud. En dicha agencia su cartera, efectos personales y su celular inteligente le fueron retirados. Solo hasta las 4 am del viernes 9 de agosto le permitieron llamar a su familia. En la dependencia supo que lo acusaban de tráfico de drogas, pero la autoridad nunca mostró la supuesta evidencia, incluso al día de hoy solo han mostrado fotografías. En menos de 24 horas el Ministerio Público lo consignó a la prisión del Amate, hecho inédito por su rapidez.

El gobierno de Manuel Velasco sostiene en un boletín que “Gonzalo” es narcomenudista, pero la base de la denuncia es una llamada anónima, es decir, no existe un solo testimonio que lo implique directamente. La PGJE dice que tras ello se avocó a investigar y supuestamente encontró que Gustavo era guardia de seguridad en el Bar Toro Rojo cerca de su domicilio y que ahí distribuye drogas. Sin embargo, no existe en el expediente acusación directa o testimonio alguno que así lo señale. Es más, el dueño del Bar testificará mañana ante el juez negando que Gustavo trabaje ahí.

Al no existir acusación o testimonio de que Gustavo trafique con drogas no debió ser consignado bajo cargos de tráfico y en el supuesto caso de posesión de drogas, la PGJE estatal no ha presentado evidencia física, solo fotografías. No existe prueba alguna fuera de los dichos de la autoridad, lo que concuerda con el hecho que los policías no sabían su nombre.

En realidad Gustavo es un joven de 32 años que vive con sus abuelos quienes invirtieron en un cibercafé ubicado en su mismo domicilio y que él administra personalmente.  Pasa sus días en el negocio familiar desde que abre sus puertas a las 10 am, hasta que cierra a las 8 pm. Como no tiene empleados, necesariamente está todo el día estar ahí. Solo los miércoles por la tarde interrumpe los servicios para acompañar a sus abuelos al templo religioso. Los fines de semana va a clases de sistemas computacionales en el Centro Universitario del Sur y Sureste, universidad que ha entregado al juez una carta de conducta sobresaliente.

Desde hace tiempo sigo a Gustavo en twitter y youtube. Forma parte de las tribus digitales asociadas con la identidad Anonymus. Quizá yo pondría una máscara de avatar, pero me siento ya muy viejo para ello. Legión Chiapas se caracteriza por denunciar y difundir los abusos de las autoridades, los casos de corrupción y los excesos de funcionarios públicos en Chiapas. Particularmente es crítico del Gobernador Manuel Velasco y del presidente municipal de Tuxtla Gutierrez, Samuel Toledo. Lo que hace Gustavo es lo que cientos de activistas digitales hacen en México. Es lo que hago yo todos los días, lo que además de ser perfectamente constitucional, es deseable para que nuestra sociedad inequitativa cambié.

De entre sus últimos tuits, destaco un RT que habla de la compra de un spyware, cito: “Anoche llegó a la PGJE el cobro del blackeyed hosting monitor contratado para encontrarme a mí y a otros… Pagaron 635mil el semestre.” En medio de un escándalo mundial por el nivel de intrusión en las comunicaciones digitales de los ciudadanos y de la solicitud de investigación que hemos interpuesto ante el IFAI por el uso del spyware FinFisher en México., El caso de Gustavo huele a crónica de una persecución anunciada.

Todo indica que las autoridades inculparon falsamente a Gustavo porque lo creen relacionado junto con el prestigiado periodista Isaín Mandujano, con una cuenta muy seguida en el estado y que filtra supuesta información del gobierno. El Incómodo, me dicen colegas locales es un “whistleblower” anónimo que ha levantado mucha ámpula. A raíz de la detención de Gustavo, se ha desatado una campaña en twitter de cuentas anónimas contra Isaín Mandujano, lo que confirma la hipótesis de la persecución política.

En Chiapas se puede ser un denunciante anónimo, pero no se puede ser un usuario anónimo de redes sociales, dice Lord Edramagor con acertada ironía. Denuncias anónimas fueron la base falsa de las acusaciones de Héctor Bautista y de los chicos en la #Op5Puebla. Lo cierto es que ni Gustavo, ni Isaín manejan esa cuenta. Un simple análisis de los datos filtrados revela que el origen de la fuente está en el epicentro mismo del poder. Adicionalmente, Isaín en su larga trayectoria siempre ha firmado sus notas y sigue las reglas comúnmente aceptadas del periodismo crítico.

Ayer hablé con el padre de Gustavo. Como cualquier familia con hijos presos, están devastados. Entre lágrimas me dijo: “Yo estoy orgulloso de mi hijo, porque no es apático, ni flojo, ni enviciado. Es un joven comprometido con sus ideas”. Hoy a las 3:30 pm vimos que las cuentas de FB y twitter de Gustavo retomaban actividad, seguramente en manos de alguien de confianza. Contra lo que quería el gobierno sigue desde ahí su labor:

“Es imposible no ver las injusticias de las que muchos de mis hermanos encerrados acá han sido presa, créanme hermanos que pronto abordaremos cada uno de los casos que han llegado a mi conocimiento”.

Mañana jueves a las 9:40 pm sabremos si el juez decide prolongar la injusticia. Las redes internacionales se han movilizado y con excepción del trabajo de Isaín, los medios mexicanos han callado. El costo para Velasco será muy alto si no aprende la lección. Sobra decir que lucharé junto con decenas de activistas digitales y ciudadanos por su libertad, como él seguramente lo haría por mí y como seguramente lo haremos en todos los casos de persecución de la libre opinión Somos Legión.

Nadie debería estar preso por criticar a un gobernante, Menos si se trata de Manuel Velasco. No le falta razón a Gustavo. En el Amate se encuentra el profesor Alberto Patisthán decano de los presos políticos mexicanos. El más viejo y el más reciente caso de persecución confluyen. Así es la historia en México, circular.

PD. (Al menos siendo circular, sabemos como en el caso de Héctor Bautista, que más temprano que tarde, lograremos sacar a Gustavo de su injusta prisión).

somoslegion

Acerca de roblesmaloof

Soy defensor de derechos humanos, entusiasta de los efectos transformadores de las tecnologías de la comunicación. Desde hace años he decidido unir mi voluntad a quienes luchan contra la corrupción, la violencia y la impunidad. Integro desde 2010 los colectivos de activistas digitales Contingente Mx y Enjambre Digital. Colaboro como Senior Lawyer en New Media Advocacy Project. En 2014 fui nombrado junto con otros activistas como "Héroe de los Derechos Humanos y las Comunicaciones" por la organización internacional Access Now. Escribo columnas periodísticas sobre derechos humanos en los portales digitales SinEmbargo Mx y Vice México. Abogado por la Universidad Iberoamericana, Maestro en Humanidades y estudios de Doctorado en Derechos Fundamentales por la Universidad Carlos III de Madrid. En 2008 obtuve la medalla al mérito por la Universidad Autónoma Metropolitana. De forma voluntaria represento y defiendo jurídicamente a periodistas y defensores de derechos humanos amenazados, y dedico tiempo a aportar defensa legal al albergue de migrantes La 72 en Tenosique, Tabasco. Me gusta transportarme en bici, usar la foto y el video para las causas sociales, ir al cine, comer en fondas y nadar en el Mar de Cortés.

14 Respuestas a “Libertad para Gustavo Maldonado López

  1. adolfozapata

    Gracias hermano…

  2. roblesmaloof

    Reblogueó esto en ContingenteMX.

  3. gracias por apoyar esta causa, y la injusticia de un hermano cuya intención es únicamente sacar de la miseria y falta de comunicación de nuestros gobiernos

  4. Pingback: Gustavo Maldonado López el preso político chiapaneco | Logic News

  5. Pingback: MEXICO: Exigen libertad para Gonzalo Maldonado López activista digital encarcelado en Chiapas | .:: Pozol ::.

  6. Pingback: Hay un sábado de común denominadores | SurSiendo Blog

  7. tetraktys

    si cuando menos ustedes que tienen el dominio de la comunicacion…puedieren hacer estridente ruido al punto de que se demuela esta gran muralla que nos tiene agobiado y con menos oxigeno.. todos y cada uno de los que vemos, oimos, sentimos y nos atragantamos con toda esta injusticia humana, y que triztemente degrada todo existir humano en los cuatro puntos cardinales de nuestra existencia…..

  8. Pingback: El fin del anonimato | ADOLFO ZAPATA blog

  9. Pingback: Del ciberactivismo al hacktivismo | SurSiendo Blog

  10. Fabián

    Solo un comentario, el profe Patishtan se encuentra recluido en el CERESO No. 5 de San Cristóbal de Las Casas, aunque se encuentra cercanamente vinculado con los integrantes de “La voz del amate”, en su mayoría, presos de conciencia

  11. Pingback: CHIAPAS: Inician campaña por la libertad del activista social Gustavo Maldonado | .:: Pozol ::.

  12. Pingback: OngerosTv » Nadie debe estar preso por criticar a su gobierno : #FreeGumalo

  13. Pingback: Campaña por la libertad del activista social Gustavo Maldonado ‹ RadioAMLO.ORG – La izquierda se levanta

  14. Pingback: El fin del anonimato | Chiapas y los Estudios Culturales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a otros 5.365 seguidores

Comunidad twitter

A %d blogueros les gusta esto: